jueves, 14 de marzo de 2013

CSI: Caso #2 - La receta perpetrada

¡Segundo caso resuelto!
En esta ocasión, el eminente equipo de investigadores de nuestro último caso CSI particular lo resolvió sin necesidad de más pistas adicionales. Hay que decir que esta vez el asesino (aunque todas las pruebas apuntan a que se trata de una asesina) había dejado una escena del crimen con evidencias bastantes claras.


Pista n.° 1: la víctima, un pollo
Pista n.° 2: salsa agridulce, picante
Pista n.° 3: semillas de ajonjolí
Pista n.° 4: brochetas

Brochetas de pollo

Víctimas
1 pechuga de pollo
3 cucharadas de salsa picante agridulce
semillas de ajonjolí
sal y pimienta

Arma del crimen
pinchos para brochetas

Modus operandi
Se descuartizó la pechuga de pollo en trozos medianos que el asesino sazonó a gusto. Después los tuvo un par de horas en la nevera en un adobo de salsa agridulce. Una vez extraídas de la nevera, las piezas fueron ensartadas en las brochetas, tres o cuatro piezas por brocheta, según el tamaño. Finalmente, y antes de pasarlas por la sartén con un poco de aceite (sólo el suficiente para que no se pegaran), se pasaron por un plato con semillas de ajonjolí para cubrirlas bien por todos los lados. Se frieron a la plancha unos minutos por cada lado.

El motivo: probablemente glotonería. ¡Hasta el próximo caso CSI!

8 comentarios:

  1. ¡Vaya! A Hercules Poirot parece que le van fallando las neuronas. ¡La edad no perdona!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces las cosas son más sencillas de lo que uno imagina ;D

      Eliminar
  2. Me ha encantado tu forma de presentar las recetas. Es muy divertida y original!! Ya les gustaría a los de CSI tener casos como estos!
    Ana de JUEGO DE SABORES

    ResponderEliminar
  3. Qué crueldad... eso es mucha mucha muchísima alevosía. Lo he visto un pelín tarde, pero me he reído mucho :)

    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jeje, pero sin nocturnidad (que si no la foto no sale)

      Eliminar